Haciendo la diferencia

No debe extrañar que en una de las regiones más conservadoras de Chile esto sea una práctica más o menos conocida. Los hombres proveedores, los que toman las decisiones, los del rodeo, los que mueven el lazo, tienen claro el rol de la mujer en este contexto: la reina del rodeo, la reina de la vendimia, la sumisa, la sometida y varias veces la violentada. La paridad no tiene sentido en tierra huasa, ya que las mujeres deben estar donde les corresponde. Esa es la Región del Maule y un par de regiones vecinas del Valle Central. Apegados a la tierra, los vegetales y ciclos que no deben cambiar, ser conservador es casi una virtud.

En el caso de los representantes esto no es muy distinto. La camisa cuadrillé y la Huasito Parronino no puede faltar en actos ni menos en semana distrital o previo a elecciones. Soy como ustedes, llevo sombrero, voy a caballo. Es un estilo, es una forma conocida donde la mujer no tiene más cabida que para estar un paso atrás o mejor mantenerse en casa. Ese es el Maule y el territorio donde Matías quería ser concejal, lo que iría de lujo de no ser por la grabación explícita donde con un buen lenguaje pasea a su pareja con violencia al menos psicológica (es sólo audio). Se conoce el asunto y ya hay declaración de parte de Matías Huerta al respecto.

Hace algunos días se han conocido hechos que me involucran directamente, que no tienen justificación alguna y frente a los cuales siento una profunda vergüenza.

Tal como hace algún tiempo le he pedido perdón directamente a la persona afectada, hoy también quiero pedir disculpas a todas las personas que durante años han confiado en mí y hoy viven una enorme decepción.

La gravedad de la situación sólo puede ser enfrentada de frente y asumiendo las consecuencias que ello implica. Por ello, el día lunes renuncié formalmente a mi candidatura a Concejal por Talca y a la militancia de la Unión Demócrata Independiente. Quiero enfrentar las consecuencias de mis actos solo y evitar que algunos, como ya ha ocurrido, pretendan utilizar esta situación para afectar a la gente que me rodea, a mi familia, a mi partido y a las ideas que, estoy convencido, son las mejores para Chile.

Asumo que estos actos se alejan profundamente de las ideas y principios que he defendido y aquello me motiva, aún más, a buscar la necesaria ayuda profesional para poder salir adelante.

Finalmente, reitero mis disculpas a todas las personas que defraudé.

Desconozco si la gravedad y consecuencias de las que habla, le han llevado a presentarse ante las autoridades o algo. Ya se verá si fue arrepentimiento o sólo texto. Esto está en desarrollo y hace algunas horas ha logrado divulgación nacional. Por lo pronto ya hay versiones intentando bajar el perfil haciendo pasar todo como un supuesto “montaje” realizado por la agredida. Si fue montaje, actuó de forma excelsa el joven que parece estar violentando a su pareja de forma extremadamente realista. Bueno, será parte del machismo que veremos también.

Cuando la UDI a nivel nacional marca su diferencia con otros partidos al dejar la responsabilidad política de sus militantes al arbitroo de las responsabilidades judiciales, este caso le revienta en la cara. Efectivamente hay un responsable y que, poniendo el nombre que queramos sobre sus actos -presionado o no- define una nueva diferencia: deja el partido, baja su candidatura y asume su responsabilidad política previo a cualquier decisión judicial. En ese sentido, deja la vara alta para la UDI Regional y también para el partido a nivel nacional. Cabe esperar por lo pronto, la declaración del partido que dió su voto de confianza a su candidatura y de sus compañeros de lista.

Es importante exponer que casos como los de esta especie efectivamente parecen fuera de lo razonable, dignos de atención médica y de una buena terapia. El tipo está enfermo (¿o no?). Como sea, ya se ha convertido en el top 1 de la lista de linchamiento online y algunos ya quieren visitarle.


No obstante cabrá preguntarse acerca de la asiduidad y conciencia plena de sus actos para alguien que servía sin contratiempos a un diputado y estaba dispuesto a hacer lo mismo por su partido desde la mesa municipal de Talca.

// 17

Problema de entendimiento

Aquí el concejo debe fiscalizar los actos municipales.
Me cuesta entender, incluyendo a gente de mi propio partido, en que hayan votado a favor de esta modificación presupuestaria

Celso Morales, Diputado UDI


Diputado reflexiona acerca de
pago de más de $400 millones por parte del municipio por despido mal hecho. Le cuesta entender a Jaime Canales (UDI), posible candidato a alcalde; y Mario Undurraga (UDI), ex presidente regional de su partido.

No dice nada respecto a su propio rol fiscalizador. En fin.

// 1034