“¿De qué sirven los diputados? ¿De qué sirven los senadores?”… y los concejales?

Quizá ya vieron el video de la nueva funa hospitalaria. En ella, durante una conferencia de prensa acerca del permanente inicio de la construcción del hospital -aún pendiente- y jugando el juego de la preguntas de los medios -realmente indiferentes al hecho- una señora pregunta “¿De qué sirven los diputados? ¿De qué sirven los senadores?” en presencia del Diputado León en el set además de un conjunto de Consejeros Regionales que parecen disfrutar que la pregunta no va para ellos, aún cuando son responsables centrales de estos 6 años. Revisando, Hugo Rey hábilmente se escapa de la escena.

El juego de la “ejecutividad” tiene esta ingrata trampa: el hacer creer que la labor legislativa realmente es ejecutiva, exige tarde o temprano la definición real de algo que no es, en este caso, ser ejecutor y no legislador. Puede un diputado o un senador tomar acciones del poder ejecutivo: no; eso le compete al poder ejecutivo lo que en una república con poderes independientes no es posible. Las canchas de fútbol, las sedes sociales, el pavimento, las llaves entregadas, son espejismo de una supuesta ejecución de quienes hemos elegido para legislar. Si, por si no lo recordaba o si lamentablemente no tuvo Educación Cívica, los diputados y senadores son legisladores, no ejecutores.

Por si no queda claro, es como el policía en el incendio. Efectivamente, el policía puede apoyar en un incendio, pero estaremos en el peor de los mundos si el policía intenta ser permanentemente bombero o hacerle creer eso a la ciudadanía. Policías son policías, bomberos son bomberos.

¿Qué dirán los diputados y senadores a la señora que hace la consulta?¿”No deberíamos haber ofertado acciones que le competen a otro poder del Estado”?¿”No depende realmente de nosotros pero nos gusta aparecer en la prensa”?¿”si, ya van 6 años pero nos comprometemos a lograrlo ahora si”?

Cabe recordar, como siempre, que además tienen una importantísima función además de legislar: fiscalizar. Fiscalizar, si, fiscalizar. Si ya vieron algunas de las entregas de este blog ya conocerán del caso de los Concejales Viajeros, pues bien, episodios como esos pasan efectivamente por no fiscalizar. ¿Podremos pensar que, en lo que se las dan de ejecutores, se desconcentran de una de sus responsabilidades fundamentales? Ojalá fuera eso, pero sabemos que realmente el problema de fondo es un conflicto de interés que a nadie sorprende (Ej.: diputado fiscalizador paga a concejal fiscalizado, senador paga a concejal fiscalizado, etc.,lo que RTL y DLP nunca dirán ¿le fiscalizarán?).

La máquina completa se sustenta en base a la capilaridad del sistema, es por este motivo la importancia de octubre. Un alcalde hoy, puede proyectar a un diputado o senador mañana. Este es uno de los motivos de la importancia de octubre. No deje de tenerlo en mente.

Y, ¿de qué sirven los concejales?
A meses de haber confesado, el concejal Canales (UDI) aún no renuncia, persiste.
En compañía del concejal Undurraga (UDI) -aprovechando el contexto hospitalario- carroñean la presa fácil sin importales la asociación directa con el siempre astuto diputado Morales, que no está en la escena. Diputado, también fiscalizador, que tampoco fiscalizó a los telecomandados concejales.

Decía que le faltó una pregunta posterior a la señora en este marco formidable: ¿De qué sirven los concejales?. Bingo: para fiscalizar.
Nop, no es un chiste ni ironía, los formalizados tienen esa responsabilidad, ni más ni menos que fiscalizar. ¿Cómo llega un grupo completo de fiscalizadores a este punto de las cosas? ¿debemos creer su sincera intención por lograr con prontitud un hospital?
Obvio que si, lo hacen por nosotros y debemos confiar plenamente.

Maule always surprising.

// 42

Plan Maestro de Reconstrucción en Curicó

Este post será largo.

Como ya sabemos, se está realizando desde hace algunos meses el PRES Curicó. Ya he hablado de esta iniciativa de origen privado anteriormente, lo que pueden leer acá y acá. Sabiendo que se realizaría una “elección” —que he preferido llamar priorización—, desde luego aparecen preguntas acerca de ella y lo que traerá para el futuro de la ciudad. Fue el mismo interés por pensar la ciudad lo que me hizo asistir en su momento, ya que insisto en que me asombra que, de no haber habido un terremoto de magnitud mundial, el ejercicio de pensar la ciudad colaborativamente no habría ocurrido. PRES ha sido una de las alternativas para pensar la ciudad, la que ha sido validada institucionalmente aunque no sin cargar sobre sus hombros desconfianzas más que razonables, teniendo en mente que quienes daban su mayor apoyo provienen del sector inmobiliario.

Una vez enterado de este proceso eleccionario y ver papeletas que mostraré más adelante, me surgieron estas dudas que consulté públicamente a @prescurico en Twitter.

— “Se eligen/priorizan 3? q pasa cn no electos/priorizados? Q pasa cn los q no qdaron en papeleta? Qn definió papeletas? #curico”

Obtuve como respuesta que

— “los 36 son importantes, idea es ordenarlos según interés ciudadano. Definimos según impacto en desarrollo futuro de #curico”

Durante estos días le he dado vuelta al asunto y por lo mismo, quiero compartir con ustedes algunos puntos, los que dividiré —consciente de que puede que esté poniendo carreta antes de los bueyes — en La Elección y Los Proyectos. Si, cada uno da para un post por separado, pero como dije al comienzo, este post será largo.

La Elección

Dulces 16
Sin duda una de las agradables sonrisas de alegría que me sacó la noticia —hablo en serio— fue la de abrir la participación desde los 16 años. Pensar una ciudad a 20 años debiese incluso bajar tal cota inferior. Pero no debo ser ingenuo en un país de abogados: bajar por dos años la edad para optar en una elección pública siempre abre la puerta a la invalidación del resultado en virtud de la condición de ciudadanía. Más aun si se pretende que la priorización sea tomada como una validación del ejercicio en general.

Itinerancia
Sin duda para aumentar la participación, mientras más días se abra alguna mesa de votación, mayores serán los votos obtenidos, sin embargo, las dudas de viejas prácticas se asoman al pensar que desde luego esta elección no tendrá la misma pulcritud al momento de abordar los temas de seguridad. Cualquiera que haya apoyado en alguna elección sabe el riesgo que hay en dejar una mesa sola, sin resguardo o itinerando. Ayer me enteré que el voto no es secreto, la votación es al aire libre, no hay registros de votantes para eliminar la repitencia en el voto, se mueven las urnas y no se securizan a pesar de tener voto emitido con lápiz mina, lo que nuevamente llama a la invalidación de cualquier resultado que se obtenga, lo que es un contrasentido para cualquier tipo de elección popular.

Por meter un pelo en la leche, ¿qué pasaría si se roban la urna?

El criterio de la elección
Si bien abordaré con mayor profundidad este tema en la parte de proyectos, es importante tener en cuenta el ejercicio democrático que se realiza. No es lo mismo votar un “acepto/rechazo” que votar en una elección con múltiples candidatos. Más aun sabiendo que lo que se prioriza son obras y que por la naturaleza del problema económico, sabemos que los recursos disponibles son menores a las necesidades ergo no todas las obras podrán realizarse.

Yendo al fondo del asunto, no es lo mismo entregar una carpeta de proyectos a modo de Plan Estratégico Urbano consensuado con la comunidad, que una validación pública de un trabajo en el que participó sólo el 0,2% de la población. Sabemos que la participación también tiene implícito un sesgo cultural, lo que lleva a pensar en todos quienes no participaron y seguirán con sus problemas de aquí al 2030. Por cierto, no desconozco también el “aporte” de los medios de comunicación por hacer que la iniciativa fuese integralmente ciudadana, lo que abordaré también a continuación.

Los Proyectos

Si analizamos los resultados entregados de la Etapa 2 de Pres Curicó, de lo medible se afirma que participaron 419 personas (al 10 de diciembre) distribuídas en Comité Ciudadano (105), Consulta Ciudadana (51), Talleres Participativos (93), Oficina Ciudadana (127), Grupos de Interés (43). Para una población estimada de 185.925 personas al 2010, aquellas 419 representan al 0.2% de la población. ¿Qué pasó con la participación?, ¿qué factores incidieron en la baja participación ciudadana?, ¿acaso no existe interés?

Los medios no mediaron
Desconozco las razones, pero he visto llamados más persistentes en prensa para medias lunas, multibingos, rebajas en los Chinos Super-S (si, los que siempre decían que ahora si se iban) y autobombos varios que la atención y apoyo entregado a esta iniciativa. Pudo haber hecho una diferencia notable el que la ciudadanía real, esa de a pie, se comprometiera a participar o yendo más allá, se hubiese tomado el PRES como oportunidad para participar y mantener atención por lograr un resultado que reflejase tal participación al final del proceso.

¿Qué pasó con los medios?, ¿por qué esta vez no se sumaron?, ¿por qué dijeron paso tratándose de algún modo de la reconstrucción?.

Acerca de los proyectos seleccionados
De los proyectos entre los que la ciudadanía debiese optar para priorizar, “para cada etapa, el votante debe elegir los 3 proyectos que considere más necesarios para Curicó”. Para ello existen dos papeletas, con proyectos de corto y largo plazo

Plan corto plazo 2011-2014
Estos son los proyectos a priorizar —elección de 3 de ellos— para el corto plazo.

1.    Mejoramiento Cruce Camilo Henríquez
2.    Vía Parque calle Camilo Henríquez
3.    Reapertura calle Membrillar
4.    Par vial Argomedo/Villota
5.    Vía Troncal O’Higgins
6.    Plan Calles Ciudadanas
7.    Plan Arborización 4 Avenidas
8.    Paseo calle Prat
9.    Parque Alameda
10.  Parque en Complejo La Granja
11.  Mejoramiento Plaza San Francisco
12.  Nueva Estación de Trenes
13.  Nuevo Edificio Gobernación
14.  Segunda Etapa Estadio La Granja
15.  Nuevo Hospital Base de Curicó
16.  Nuevo Centro Cultural

Está claro cuál debiese ser la elección. Al menos lo racional nos dice que en las tres primeras opciones debiese aparecer al menos el Hospital Base de Curicó y la Segunda Etapa del Estadio La Granja. Este listado podríamos dividirlo en 5 proyectos de insfraestructura y 11 de mejoramiento de espacios públicos (31,2% y 68,8% respectivamente).

Me parece raro ver acá que proyectos consensuados o mejor dicho, de obvia realización —como imagino que lo es el Hospital Base— aparezcan como elegibles. Imagino que los fondos para tales proyectos ya están disponibles, sobre todo teniendo en consideración la acuciosidad del GORE Maule.

Plan Largo plazo 2015-2030
17.  Hundimiento Línea del Tren
18.  Vía Parque Alessandri-Freire-Colón
19.  Vía Parque Balmaceda
20.  Vía Parque Av. España-Zapallar
21.  Vía Parque Lautaro
22.  Vía Parque El Boldo
23.  Puente Alameda-Los Niches
24.  Puente Balmaceda-Guaiquillo Sur
25.  Boulevard Las Heras
26.  Calle Paseo Nueva Tres
27.  Mejoramiento Cerro Condell
28.  Parque Ribera Guaiquillo
29.  Parque Borde Línea del Tren
30.  Parque Aeródromo
31.  Recuperación Iglesia San Francisco
32.  Recuperación Iglesia del Carmen
33.  Conexión Merino-Caletera Ruta 5
34.  Apertura calle Rucatremo
35.  Reubicación Cárcel de Curicó
36.  Reconversión Molino Suazo

En este tipo de proyectos, me apareció la necesidad de haber visto las opciones, tener vistas o planos de lo que cada una de ellas significa. Quizá una exposición en lugares céntricos o publicaciones. ¿Reconversión del Molino Suazo?, ¿qué es?, ¿qué significa?, ¿es público o privado?.

¿Parque aeródromo significa “mover algo”?, ¿mover para qué o para quién?

Vi algunas imágenes de los proyectos futuros que me parecieron valiosas, sobre todo la de la estación de ferrocarriles. También valoro la idea de un Boulevard en Las Heras, lo que es deuda pendiente hace rato al igual que los proyectos que intentan embellecer la ciudad, pero para el 2030 me parece un poquito mucho. Un proyecto de largo plazo debiese ser por si una declaración de un ideal, un horizonte, un Guaiquillo Navegable, Plan de turismo para Potrero Grande, Conexiones viales para Sarmiento, <chiste>evitar el anegamiento del paso bajo nivel de Freire</chiste>, etcétera, proyectos que realmente fuesen blancos para enfocar nuestras flechas de futuro.

Los olvidados de siempre
No ha sido sorpresa ver el nulo interés en que este plan se ocupe de los intereses de *toda* la comuna. En la definición de proyectos —presumo que también de convocatoria— se ha puesto el foco en lo que podríamos llamar Curicó Centro o Curicó Urbano, dejando abierta la opción siempre efímera y con olor a farsa política que revive en cada elección, del ya histórico “recuperemos este puente para Curicó y Los Niches” como uno de los proyectos de largo plazo.

No veo a Sarmiento, Los Niches, Tutuquén y otras localidades representadas con proyectos elegibles. No entiendo bien de que se trata esto, pero considerando en que la comuna de Curicó incluso limita con Argentina, lograr desarrollo turístico de tal área quizá requiera la formación de nuevas comunas, nuevos focos de desarrollo independientes y no centralizados en una paradoja de regionalismo centralista. ¿No importan acaso?.

Pasando a lo general
En general, ambos planes me parece que tienen —en mi personal opinión— un sesgo urbanista, que al menos en la sesión ciudadana de PRES Curicó a la que asistí, no noté. Noté un sentido de búsqueda de identidad y sentido de pertenencia, análisis del de dónde venimos para saber donde vamos.

Ignoro si en las demás reuniones de Comité Ciudadano, Consulta Ciudadana, Talleres Participativos, Oficina Ciudadana, Grupos de Interés hayan aparecido estas obras o posibles proyectos, pero tampoco tengo como saberlo. Por más que insistí —Alcalde y concejales presentes— en que era necesario transparentar asistencia a reuniones, actas de reuniones y datos, no vi respuesta a tal pedido.

Más que cerrar las preguntas del diálogo inicial
— Se eligen/priorizan 3? q pasa cn no electos/priorizados? Q pasa cn los q no qdaron en papeleta? Qn definió papeletas?
los 36 son importantes, idea es ordenarlos según interés ciudadano. Definimos según impacto en desarrollo futuro de Curicó
siento que no se responde la pregunta fundamental de las demás iniciativas y por sobre todo, la mano que elige que se agrega y que no a ambas papeletas. Esperaría que para una ciudad luego de un terremoto, las iniciativas fueran muchas más que las contenidas en las papeletas y por lo mismo, aunque parezca un absurdo, me parece que se debieron agregar todas pero eliminando las que ya están sobre la mesa esperando recursos para ser implementadas, en el fondo, que la mano que eligiera fuese la mano de la ciudadanía en su conjunto pero en base a absolutamente todas las opciones.

De no ser por el Hospital, Estación y Gobernación veo poco de reconstrucción, lo que me motiva a proponerlo como un Plan de Construcción. En estos términos, ¿Cómo definimos lo que impactará más en el desarrollo futuro de Curicó?; teniendo tres opciones, que pasará con las que no tengan ningún voto?; provocando en la lógica de intervención de la cárcel, aeródromo y otros manjares inmobiliarios, ¿por qué no se propone eliminar el tapón que significa Mall Center Curicó?.

Mis cercanos saben la opinión que tengo acerca de PRES y más profundamente en lo que significa pensar la ciudad y la oportunidad que se podría abrir para reconstruir. Me parece que llegué incluso a ser hostigoso en cuanto a pedir transparencia total con el objeto de que fuese comunitariamente incuestionable esta iniciativa, hostigoso tanto en persona —donde hasta me lisonjearon— como por este mismo blog. Incluso de tanto persistir algunos se confundieron metiéndome en el conjunto de los opositores a la iniciativa, mientras que me mantuve en la atención permanente para analizar si realmente el pedido de transparencia total era satisfecho.

He oído y leído comentarios ácidos respecto a lo que ha significado toda esta iniciativa y me quedo sin argumentos, lamentando que un trabajo de este estilo sea cuestionado por las desconfianzas obvias que genera un proyecto que no nace como iniciativa puramente ciudadana y que en el camino obtiene apoyos que más que aportar, terminan en un abrazo de oso con inmobiliarias de telón de fondo. Más aun, con una validación ciudadana que será interpretada a piacere como pasa en cada elección, aun sin yo tener información adicional a la de ustedes acerca del resultado.

Para finalizar me quedo con la angustia ciudadana, la de la pega a medias, la de los resultados no obtenidos incluso desde el terremoto anterior, la de la lógica falaciosa del “recuperemos este puente para Curicó y Los Niches”, la de lo que pudo ser y no fue. La angustia de pensar siquiera en que la reconstrucción tendrá resultados similares a los de 1985.

En cualquier caso no me desanimo, confío plenamente en el esfuerzo que hace la ciudad por sí misma, sin la intervención siquiera de fondos públicos, esa que lleva a construir instalaciones hospitalarias sin que la otra mano lo note, la que ya muestra cómo va emergiendo lentamente una nueva ciudad. Desde luego, esto también motiva a entender que el mundo seguirá girando mañana, a pesar de las ineptitudes institucionalizadas, vivezas comerciales, representantes que se representan a sí mismos, los atolondramientos y la opacidad que aún persiste.

A Curicó le están faltando blogs!.

* Actualizado *
@prescurico me ha enviado un mensaje

— “@maliaga en 140 caracteres no caben las respuestas a tus dudas, te enviaré email.”

Recibí el correo y espero la confirmación del autor para hacerlo público acá.

* Actualizado *
Martes 18 de enero 2011

El diario familiar ha entregado algunos resultados luego de la elección.

Para proyectos de corto plazo no hubo sorpresas y tal como señalé anteriormente, las tres más altas mayorías responden a iniciativas ya en trámite.

Los elegidos para el largo plazo fueron

(si se uniesen todos los que para campañas electorales usan antiguo puente Curicó – Los Niches como vitrina para sus propagandas, sería más simple eso de “recuperemos este puente para Curicó y Los Niches”)

Lo que si me sorprendió fue ver la baja participación, nuevamente. Si comparamos el sentido comunal de la iniciativa, podemos pensar en comparar con la última elección municipal (54.929 votos emitidos (P.13)) aunque se aleja por unos cuantos miles de las cifras publicadas hoy.

¿Con tal nivel de participación, qué hacemos?, ¿existe conciencia por parte de las autoridades de este fenómeno de baja participación?, ¿tendrán algo que ver en esa baja los representantes y su desempeño?, ¿si no hubiese un terremoto, se intentaría planificar comunitariamente la ciudad?

* Actualizado *
Jueves 20 de enero 2010

Luego de exponer mi espera por OpenData de la priorización ayer, @prescurico en twitter hoy me ha avisado que

“ya publicado excel con resultados Consulta Ciudadana, como adjunto en http://prescurico.cl/node/58”

El listado con maquillaje está acá. Pueden descargar la tabla sin maquillaje —recomendada para análisis— acá. Me habría gustado haber tenido desagrupada la votación por mesa de sufragio y día de votación. Entiendo la complejidad para la segunda, pero para la primera imagino que pueden tener esa información.

El primer dato interesante que se puede extraer y que aun no veo en ningún análisis, es la preferencia por tipo de proyecto.

En base a esto, dejaremos para el final los “estratégicos” me imagino…

// 603

El serrucho perdido

Si usted es curicano o da un vistazo acerca de las cosas que pasan en la comarca, debe haber oído algo de esto. Se ha intentado explotar una polémica acerca de la permanencia del Hospital de Argentina que apoya desde los primeros dias luego del terremoto a las labores médicas de un hospital base dañado profundamente.

Como buena polémica, la caricaturización ha estado a la orden del día. Se habla de que se habria “desmantelado” el hospital, lo que desde luego empieza a poner ideas en nuestra cabeza. Si hablo de elefantes rosados en lycra andando en skate probablemente ponga una idea que antes de hablar de ella no estaba. Propiedad generativa del lenguaje le llaman algunos. Desmantelar hace que a mi mente venga un equipo de personas con herramientas desarmando los conteiners del hospital argentino, lo que encuentro un poco raro sin que se hubiese informado de ceremonias de despedida o algún asado al menos :-)

Pero vamos, una cosa es desmantelarle algo a un niño, pero desmantelarle algo a un ejercito de un país vecino… ya estamos hablando de un problema mayor. Si el ejecutivo aviva la cueca, fácilmente podría pasar a ser un tema diplomático inclusive. Esto me motiva a saber que está pasando, a buscar… y encontré. Sin dejarme llevar por las viejas cahuineras (sub especie de la vieja culiá ), partí por preguntar a amigos que pertenecen al contexto —una de las cosas buenas de ser pueblo chico— quienes fueron aclarándome en cada conversación un poco más.

La historia de hechos va como sigue.
Primero, nadie está enojado, al menos en el hospital argentino. Distinción potente teniendo en consideración el noble acto de ayudar a un vecino en una emergencia como la que Chile tiene. Segundo, hubo un mal entendido por una descordinación que fue superada entre los equipos chilenos y argentinos. Favorablemente para quienes rasgaban vestiduras y amenazaban con quemarse a lo bonzo en la plaza del pueblo, el contingente argentino seguirá apoyando en lo que denominan por etapas del proyecto de ayuda como “Chile 3” y luego en septiembre con “Chile 4”. La descordinación se produce cuando se cambian los pacientes al nuevo módulo de hospitalización de emergencia —100 camas en máxima capacidad— lo que obliga a mantener más equipo médico en tales dependencias, cuestión motiva el traslado del personal chileno que apoya en el hospital argentino. Imagino que ver saliendo personas e implementos tiene que haberles resultado extraño. No obstante, el Comodoro encargado, Enrique Gómez Olivera, con el Director del hospital ya habían conversado el tema. El hospital argentino, tiene para rato.

Los problemas de ego…
Desde luego en cualquier problema que haya en el área, se nos presenta el sistema público de salud como tema que tranquilamente da para otro post, pero que es necesario tener en cuenta como parte del contexto. Ante esto, la ciudadanía en su conjunto tiene una mala opinión generalizada a nivel país, lo que también se ve reflejado en Curicó. Aquí viene uno de los puntos a tener en cuenta, toda vez que por la terremoteada circunstancia, aparece la posibilidad de comparar dos tipos de atención pública. Si vamos a Argentina es probable que el ciudadano promedio tenga una visión general similar a la que tenemos a este lado de la cordillera, el punto es que el hospital de apoyo tanto acá como allá es una anomalía y en mayor magnitud comparativa en la situación de emergencia en la que se encuentra el país. No obstante esto, el usuario del hospital de apoyo ha podido palpar atención sin esperar meses —inclusive cirugías, ojo con este punto—, buen trato y empatía en un lugar relativamente acogedor. Sabemos que como hay de todo en la viña, los casos negativos de atención en el antiguo hospital opacarán a todas las atenciones de funcionarios que realmente se comprometen con su trabajo y no caen en el juego de autointerpretarse como un mediador sobrehumano entre la vida y la muerte. El problema de egos en el ámbito sanitario desde esa perspectiva se da como en otros contextos por ejemplo, entre quienes pueden definir la libertad de alguien (algunos abogados, algunos jueces, etc.). Pero no evadamos el tema, el brindar una mejor atención es algo que siempre es mejorable. Como les gusta llamar a algunos, existen quizá falta de incentivos para que los médicos sean más amables en el sistema público que en el privado, pero estamos claros en que independiente de que estos incentivos existan, nada podrá hacerse ante un egocéntrico dueño de mi opción/derecho de tener salud, por más que paguen justos por pecadores.

En este contexto, el hospital de apoyo pasa a ser un indicador. Cuando no lo veamos, será por que efectivamente a pesar de las precariedades que subyacen a toda escena de catástrofe nos mostrará que la emergencia mayor ha pasado y se puede intentar una normalización con perspectiva a una nueva construcción hospitalaria, no obstante esto, pasará lo mismo que con el Transantiago. Quienes mes a mes ahorran dinero evadiendo el pago del servicio, les será dificultoso asumir las tarifas que se ahorraban evadiendo. ¿Qué pasará con quienes “evadían” los tiempos de espera por ejemplo?, la salida aunque sea agendada, traerá nuevamente los juicios de calidad y atención que pesan sobre el hospital chileno, sean estos aceptables o no.

El vil dinero
Tomando el contexto hospitalario como un sistema, en agitación luego del terremoto, podremos notar que la aparición del hospital argentino causa una perturbación toda vez que en el mercado de las cirugías aparece un oferente gratuito. Este punto se debe considerar teniendo en mente cuanto pesa un equipo médico dentro de un hospital y la forma en la que los equipos se incentivan en las determinadas intervenciones. ¿Cuánto afecta económicamente al gremio la existencia de este hospital?, ¿la pérdida de los pabellones por terremoto de que forma se traduce?. Desconozco las presiones que el gremio esté realizando y, aunque suena razonable ponerlo como antecedente de contexto, no me parece que sea el central ante una descordinación digna de replay.

Aparece el serrucho…
Teniendo en mente la descordinación antes señalada, empiezan a aparecer las preguntas. ¿Hablaron las autoridades con el Director del hospital o quien estuviese encargado?, ¿hablaron los periodistas antes de difundir el “desmantelamiento” por los medios?, ¿el diputado habló con el Director antes de dar el caballazo por twitter?, ¿la representante provincial del poder ejecutivo habló con el Director antes de afirmar una actitud déspota e inflar un asunto que puede tomar incluso ribetes diplomáticos?, ¿por qué se dan medias versiones y se deja llegar la sangre al río, aun cuando ya se había aclarado el tema en conferencia de prensa?, ¿hay una coordinación detrás de esto?, ¿el arma será un rifle de francotirador o un serrucho?.

— Doctor, pero ¿por qué ayer todos le quitaron el piso?
— Ah!, no tengo idea, nadie habló conmigo, ninguna autoridad de Curicó ha hablado conmigo…
Carlos Rojas Urquiza en entrevista.

Carlos Rojas Urquiza, Director del Hospital sabe de desaguisados. Sin ir más lejos, uno de los últimos incendios grandes que se habían visto por el barrio, fue apagado por un equipo liderado por él. Me refiero ni más ni menos que al ahora mítico Hospital de Curepto. Sin duda la emergencia post-terremoto es mayor a la de un hospital con enfermos y camas falsas, no obstante la labor por normalizar la atención en conjunto con la ciudadanía —ojo con el GTC— estaba dando sus frutos y el traslado mismo de los enfermos es prueba de ello.

En vista del abultamiento de la situación, periodistas y medios de prensa incluidos, estamos ni más ni menos que frente a una típica estrategia para sacar a alguien de su rol. Poco fina, por cierto. El Director, como se puede inferir luego de haber trabajado por arreglar el entuerto del Hospital de Curepto, ejerce su dirección desde gobiernos concertacionistas lo que desde el 11 de marzo le ha puesto precio a su cabeza. Esta situación fácilmente se arreglaba con un par de llamadas, pero ante la elección, se opta concientemente por llevar a los medios sin consulta previa a las autoridades competentes —se llama casi hasta a los presidentes de las juntas de vecinos y no al propio hospital— y, lo que es peor aun, sin ánimo de solucionar el asunto, dado que hay pacientes de por medio que están antes que el gustillo político cortoplacista, algo de proyección política para candidatos perdedores en elecciones anteriores o la fama.

En este marco de consideraciones, nuevamente aparece la pregunta acerca de quién tiene el serrucho o quien tiene el rifle. ¿Quién quiere ser el Director?, ¿a quién le interesa que el Director salga de la cabeza del hospital?, ¿a quién se quiere poner en el lugar?. Hagan sus apuestas.

Ignoro las respuestas para estas preguntas, podré tener algunos candidatos en mente pero eso es labor de periodistas profesionales, de esos que pagan la cuota del colegio y siguen el código de ética. Yo no soy periodista ni paso todo el tiempo en Curicó. No obstante, un par de telefonazos por aquí y por allá me sirvieron para obtener una versión lo suficientemente consistente para explicar la situación. Tal como he insistido, algunas características trascienden a aquella profesión. Tener un título no asegura nada, ser periodista no asegura llevar a cabo una investigación a fondo, de igual modo que ser ingeniero civil no asegura tener ingenio.

Ojo Curicó.

Actualizado, Miércoles 01 de Septiembre.

Ya con un poco más de tiempo bajo el puente, la situación ha evolucionado. El hospital argentino dejará Curicó. Esta decisión, que pasa por acuerdos internacionales de cooperación y convenios suscritos con antelación, según protocolos mantendrá su atención hasta este jueves 02 de septiembre.

La Gobernadora —ya más tranquila—, señalo según consta en edición de hoy miércoles de Diario La Prensa que “no es que el Gobierno ni Ministerio de Salud así lo quieran, sino que son marcos legales con los cuales hay que regirse, y tenemos que respetar esas normas, esos acuerdos y esos convenios”. El Comodoro, afín con esta declaración, habría señalado que son decisiones tomadas con antelación por los gobiernos en base a las etapas de la emergencia.

A buen entendedor…

// 561

Hospital de Curicó, un par de precisiones

El Hospital de Curicó quedó inutilizable luego del terremoto. Existe una polémica que incluye hasta al Intendente Galilea, a quien se le sitúa en una posición de conflicto de interés, al caber la posibilidad de que se defina como terreno de reconstrucción uno cercano a los de propiedad de Constructora Galilea.

Pretendo escribir un post con mayor perspectiva pronto (imagino que a algunos lectores les ha extrañado que aun no lo haya hecho), por lo mismo, hoy me quiero referir puntualmente a una decisión que emerge sorpresivamente luego de 5 meses: el Alcalde propone construir Hospital de Curicó en canchas de la Manuel Rodríguez dice Diario La Prensa.

En su interior podemos ver además de los eufemismos y declaraciones de buenas intenciones —los que suponemos que vienen por defecto el los servidores públicos…— un análisis que me parece erróneo o al menos confuso.

“los terrenos están cerca de la Carretera 5 sur para efectuar más rápidamente los traslados y se encuentra inserto dentro de la conexión vial de la comuna y más cerca de Sarmiento, por lo que según el edil reúne las características que se requieren para realizar esta importante obra que se necesita con urgencia”

El terreno nuevo no está más cerca de la carretera. El hospital ubicado en calle San Martín está a 718 metros de la carretera. La nueva ubicación que se pretende está a 1.419 metros. Ni más ni menos que el doble de distancia para llegar a la carretera!. Supongo que este punto queda claro sin mayor explicación.

El hospital no es sólo comunal. Si bien el hospital se encuentra en la comuna de Curicó —cabecera provincial— presta servicios a las demás comunas, las que en su condición de menor infraestructura y servicios médicos, no cuentan con las condiciones que si tiene o tenía el Hospital de Curicó. ¿Se debe construir en Curicó? si, pero con un sentido provincial, regional, incluso nacional. A no olvidar que en varias áreas superaba al Hospital de Talca y por lo mismo sus pacientes no solo eran curicanos. Cuando se piensa una obra de esta envergadura, supongo que no se está pensando únicamente en la población curicana, sino que al menos a nivel provincial. Ombliguismo puro.

Más hectáreas no aseguran un hospital más grande. Ojo, los parámetros que se definen para la construcción de hospitales se basan en estándares internacionales validados, por lo que es altamente probable que si se construye en cualquiera de las dos alternativas, sea muy similar al anterior.

Ahora bien, teniendo en consideración lospuntos anteriores —no son todos los factores implicados en este asunto, pero eso lo veré en un futuro post— alguien me podría decir, de donde emerge realmente la “propuesta” dada a conocer por el Alcalde?.

Administrar en pleno periodo de emergencia no es fácil para ningún alcalde de las zonas afectadas. Las necesidades que ya existían antes del propio terremoto se multiplicaron por mil y eso nunca ha sido simple. Admito que varias de las medidas que se han tomado me han parecido totalmente acertadas, entre ellas, terminar el vínculo con Radio RTL, lo que al Alcalde le ha valido degustar el néctar del despecho y casi la invalidez de tantas patadas en las canillas de parte del supuesto cuarto poder “independiente, veraz y objetivo”. No obstante lo anterior, hay decisiones que siendo tan trascendentes, requieren de la participación de la ciudadanía y no solo de medios de comunicación “víctimas” del lobby o actores con intereses que se alejan del interés público.

// 691