La represa: un bodrio

Quizá el título parezca fuerte, aunque como diría uno de los culpables del calculo -si, el que se apoyaba en hombros de gigantes- en cada fuerza existe una igual que se contrapone.

Acabo de volver de ver en la Cineteca Nacional -ubicada en el Centro Cultural Palacio de La Moneda– el estreno del “documental” La Represa dirigida por Rodrigo Salinas (ratoncito en el Club de la Comedia), agendado para las 20.00 horas de hoy. Llegué unos minutos antes y pude palpar el público asistente, en donde me sentí un extraño ya que al parecer todos se conocían. Como yo, vi a lo más unas 10 personas que iban por convocatoria y no tenían relación directa con quienes participaban en el “documental”. Me pareció extraño, extrañeza que aumentó al ver que en la propia sala cerca de la mitad de las butacas estaban reservadas, una de ellas, para un Ministro de Estado.

El título me llamaba, ya que cuando leí la programación de la Cineteca, la asocié de inmediato a algún documental de las centrales hidroeléctricas construidas, en construcción o en planes de. Esa primera percepción cayó rápidamente al ver el pendón que colgaron un par de minutos antes de la hora de inicio, donde aparecía la imagen de un tipo disfrazado de indígena. Desde luego mis expectativas las modifiqué, esperando por ver la sorpresa ante la imposibilidad de adivinar lo que vendría.

Comienza el “documental” y empieza la sucesión de tomas clichés y algo de humor, por lo que intento entender que será algo así como una comedia… pero no. Es cierto, tiene trozos de humor realmente buenos pero entre tanta caca en el relato, realmente no deja de aparecer como luces escasas en un oscuro tunel.

A medida que iban apareciendo “actores” en la pantalla, se sentían risas y uno que otro aplauso de sus cercanos, esto, sumado a la baja calidad de las tomas, y chistes forzados me hizo pensar en que estaba en la casa de un extraño viendo un video casero hecho por los niños de la casa a quienes se les ocurrió hacer “una pelìcula” con sus amiguitos.

Ahí mi estado de ánimo empezó a cambiar.

Empecé a cuestionarme como podían ocupar recursos como la sala de cine del supuesto Centro Cultural por excelencia y supuesto Centro del Cine Nacional en tal regocijo familiar-amiguista y aun más, perder la posibilidad de mostrar documentales que realmente aportaran algo, que dieran cuenta de algo, de al menos una realidad y no que fuera una constante toma de pelo a los asistentes. Es de esperar que no haya tenido más encima, recursos entregados por el estado para su realización.

Admito que me di el tiempo para darle una vuelta, pensar que es importante darle una oportunidad a los directores y comunidad cinematográfica emergente, también para cuestionarme si estaba siendo un tonto grave que no leía bajo el agua o que estaba exigiendo un Eisenstein… pero dentro del desarrollo no encontré la intención siquiera de que ese trabajo fuese valorado más allá que un video por agregar a la colección de videos caseros de la familia hecho el fin de semana con la handycam (y no!, no estoy hablando de Dogma 95).

A la salida, sentí que había perdido 45 minutos de mi vida.

Coincidí mientras subía a la superficie -no es metáfora de lo bajo que llegó todo, sino por que el Centro Cultural está bajo la superficie- con el Ministro de la SegPres José Antonio Viera-Gallo, a quien directamente le pregunté “que le pareció la obra”, “graciosa” me respondió. Un familiar suyo era parte del equipo. El se fue con su chofer a su auto. Yo regresé pensando en que pude estar en casa hace 45 minutos.

¿Recomendarla? nunca!. Salid a caminar, a charlar con amigos o duérmete una siesta mejor.

// 1316

La volada parlamentaria

“los parlamentarios necesitamos un poco más de respeto”
María Angélica Cristi en Red TV

Declaración realizada justificando su idea de legislar en pro de pedir exámenes de drogas a parlamentarios. Para empezar, el respeto se gana, no se pide ni se obliga por decreto y menos haciendo llamados poco sinceros en cuanto al fondo del asunto.

Doblo la apuesta diputada: además, que todos los políticos se hagan exámenes frecuentes para verificar su condición de alcoholismo y/o tabaquismo.

Aparecen las carrasperas y las incómodas posiciones en la silla de los lobbistas y los diputados y senadores con intereses en las industrias de alcoholes y tabacaleras, industrias que desde luego realizarán sus aportes para apoyar las candidaturas futuras de representantes de lado y lado.

// 241

Girardi, en el borde de lo barsa.

Esta semana en Chile se ha sancionado a unos policias por haber osado sancionar con una multa de tránsito a un senador de la república. Él, viajando a exceso de velocidad, luego de detener el vehículo le entrega a su chofer su credencial de senador para que el policia lo identifique. A pesar de esto, el policia no recibe la credencial ya que, con credencial o sin ella, la falta es falta igual. El senador se baja del vehículo y amenaza con llamar “al General” -no, no es Pinochet, probablemente hacía referencia al General de Carabineros. Argumentó que antes de él, una comitiva ministerial lo había adelantado y por lo mismo, se sintió perseguido el pobre niño.

Girardi (PPD), el senador, llamó a la subsecretaria de carabineros y los policías implicados fueron sancionados duramente. Textualmente, se les sancionó por

“no mantener la deferencia y cortesía, que en todo momento el personal de Carabineros debe otorgar a los parlamentarios”

El primer punto que quiero poner sobre la mesa es lo barsa que es el Senador. La jornada laboral en Chile por lo general inicia entre 8 a 9, mientras que el parte ya iba bien alejado de esa hora. Comprensible su apuro en estas circunstancias, no obstante, una multa de este estilo no lo menoscababa en su rol y poderes, sino que le daba una oportunidad de demostrar que efectivamente cumplía con la ley. Si se sentía perjudicado, ya habría tiempo para hacerlo saber en la instancia correspondiente.

El segundo punto es el error argumental -que obviamente debe conocer- al invocar un empate para sacarse el pillo de su falta. En mi vida solo me han pasado un parte -por suerte- con un vil cazabobos en donde todos los conductores nos pasabamos de largo un disco Pare, como si de Ceda el Paso se tratara (Curicó, Maipú con Prat) y aunque el policía me abordó con ganas de que le discutiese con la intención de sacármelo, no lo hice, dado que efectivamente no había respetado la señalización, por lo mismo, ni se me pasó por la cabeza algo tan absurdo como un “y por que no les saca partes a ellos” o lo que sería más estúpido aún “me paso todos los días el disco pare y nadie me dice nada”.
Girardi llevó al absurdo la situación al intentar empatar con una falacia tu quoque o la del “y tu también”, lo que incluso estos días continúa validando:

“No pedí sanciones ni eludir el pago, sólo la aplicación de un criterio uniforme”
Guido Girardi insistiendo en comunicado de prensa en su blog.

El tercero y quizá el más delicado es como de forma evidente se ejercen acciones de corrupción nuestros representantes. Probablemente no se haya ofertado una suma de dinero, pero la apelación al General como intento de amedrentamiento es claramente una intención de muñequear a su conveniencia la situación. Si los policías cursaron la infracción, felicitaciones por cumplir su trabajo, en cambio, han preferido sancionarlos… ¿o sea? de que estamos hablando!. Y si, los meto a todos en el mismo saco, ya que el lobby maquineo también es una forma de velada corrupción y tráfico de influencias.

Y el cuarto y final -por que el tema da para gastar harta tinta- a mi parecer es que él pertenece al mismo poder encargado de legislar, es decir, mínima dignidad consigo mismo y el respeto a su mismo trabajo.

Luego de este vergonzoso acto cabe estar atentos a cual será la reacción de sus colegas y las medidas que tomarán, visto de otra forma, cuanto validan las acciones basadas en la fuerza de un rol que maneja desde leyes hasta intendencias, gobernaciones, contratos y un lobby digno de Talleyrand.

Video
Tomás Moschiatti relata en este video el hecho, con su usual agudeza. (Visto en FT)

(CNN Chile avanza, pero le está faltando independencia. La alianza con VTR al parecer la ata).

Enlaces recomendados
Recomendaciones por si te sacan un parte en The Clinic
Gira Girardi desde Curvas
Guido Girardi, el cacique del PPD en Capital.cl
Cobertura completa de El Mercurio (miente)
Guido Girardi: fresco, carepalo,… en Reclamos.cl
Indignante, carabinero pasará 2 días detenido por sacar parte a chofer de senador.
El exceso de Girardi en Revelaciones Chúcaras
Irresponsabilidad compartida de Pato Navia
Rompefilas en El Post
Sanción a polis por multar a chofer de senador en Estrella de Valparaíso

Facebook
No quiero senadores como Girardi
Girardi en Facebook

// 672

Señores transportistas de pasajeros, de ustedes depende…

Hace algunos meses, combustibles en alza, los transportistas urbanos colgaban de sus vidrios carteles similares a este:

Señor Ministro
De Usted depende
Transportistas alerta

Como suele suceder, el alza se transfirió a los usuarios.

Hoy, combustibles en baja, el valor sigue siendo el mismo que alzaron y a pesar de que la rebaja superará los $300, los precios no bajan.

¿y?

// 358

La propaganda electoral fuera de plazo es ilegal.

Como ya lo dije, se vienen las elecciones y se han encargado de recordárnoslo, ahora, en gigantografías por la ciudad, mensajitos por radio apoyando a tal o cual, páginas completas en diarios locales y cuñas asociativas, panfletos diciendo que la ciudad “merece” a tal o cual candidato, mensajes en vidrios de micreros, etc. Y no hablo solo de Curicó.

En esto no hay ni una sola idea. No hay un to-do list simplecito, un post-it que muestre una sola idea, proyecto o al menos provocación. Nada. “Él es buena persona”, “A el la ciudad lo quiere”, “El se la puede”, “El sabe como”, “Te apoyamos, apóyelo usted también”, es decir, puro aire y cero contenido. Esto de por si es penca, pero aun más, aparte de cero contenido e ideas de futuro, esto se hace con la pillería típica. En ninguna parte dice “vote por”, entonces, por eso según ellos, esto no es propaganda…

Según el cronograma eleccionario expuesto por servel,

El viernes 26 de Septiembre comienza el “período de propaganda electoral por medio de prensa, radioemisoras, volantes, elementos móviles y avisos luminosos o proyectados. Arts. 30 y 32, Ley Nº 18.700”.

Finaliza el jueves 23 de octubre. A “las 24:00 horas, se pone término al período de propaganda electoral por prensa, radio, volantes, elementos móviles, avisos luminosos o proyectados. Arts. 30 y 32, Ley Nº 18.700”.

Siempre es interesante ver cuanto los candidatos se apegan a la reglamentación explícita, en específico cuando la rompen, ya que deja en evidencia cual es el margen de actuación ante aquellas normas no explícitas, las que no están en la ley y que en ciertos momentos son más importantes que las otras. Por sus actos los reconocerán.

La propaganda electoral fuera de plazo es ilegal. ¿Qué opinas?

// 370