OpenData para Chile

Las instituciones en su quehacer concentran datos. Muchos de ellos no corresponden a información sensible o datos personales —registros RUTificados— entonces cabe preguntarnos ¿por qué no poner a disposición de la ciudadanía estos datos?, si muchos de ellos analizan lo-público ¿por qué guardarlos, sin vida, en el fondo de un disco?.

Algunos definen Open Data como “una filosofía y práctica que persigue que determinados datos estén disponibles de forma libre a todo el mundo, sin restricciones de copyright, patentes u otros mecanismos de control. Tiene una ética similar a otros movimientos y comunidades abiertos como el código abierto (open source en inglés) y el acceso libre (open access en inglés)”.

El concepto de OpenData es afín al de OpenGovernment en su base, que invita a abrir las puertas y ventanas para que la ciudadanía pueda acceder a datos y servicios de una forma en la que antaño le eran vedados. Uno de los motivos por los que la participación civil se ha estancado —registros electorales, ausentismo electoral— es precisamente por que los esfuerzos se centran en motivar una vez cada 4 u 8 años por medio de ofertones y  publicidades dignas de Colgate. ¿Qué pasa durante ese tiempo?, ¿acaso no importa la participación en el intertanto o, quizá peor aún, aquella participación se convierte en un estorbo o amenaza para la institucionalidad?, ¿flojera?. ¿Accountability solo para discursos pomposos en espanglish y no como motivo de fondo?.

Para una mayor comprensión acerca del punto, les invito a ver las experiencias que se están desarrollando en Estados Unidos, Vancouver , Toronto , Australia , Nueva Zelanda , Londres. En Inglaterra por ejemplo pueden responder cuanto gastan en sitios web los condados ¿nosotros podemos?, también pueden ver las estadísticas criminales que tiene la policia. ¿Por qué no georeferenciarlas?, si las instituciones no tienen tiempo para hacerlo —es válido que el Estado no tenga recursos {tiempo, dinero, personas} para ello o hayan prioridades más arriba— por que no obtener apoyo de otras entidades en lo publico que lo apoyen en su labor?. Imagino que los centros de pensamiento y organizaciones no gubernamentales tienen harto para decir en este punto.

¿Por que no pensar en realizar una iniciativa a nivel comunal, por ejemplo en Curicó, regional como intentamos en MauleLabs en Maule en Cifras o bien, pensar a nivel nacional, generando un reservorio de datos que actualmente se encuentran dispersos a través de la web?

La reconstrucción puede ir más allá de volver a construir lo que ha caido, es la oportunidad de construir una mejor sociedad.

¿Por dónde partimos?

Links recomendados
¿data.gob.cl?

// 442

Una API para el Poder Legislativo de Chile

Es cierto, la Ley de Transparencia ha sido un avance notable en cuanto a la apertura hacia la ciudadanía. Hoy cualquier ciudadano puede solicitar información tanto en lo relativo a Transparencia Activa como a Transparencia Pasiva. Esto ya ha dados sus frutos no solo en investigaciones para las cuales antes se llegaba incluso a negar información, sino en la revisión de las entidades y representantes a través de sus sitios web por los ciudadanos (administraciones comunales, la Cámara, el Senado, etc.) vinculando y fomentando la relación Ciudadano-Estado.

Cabe preguntarnos entonces, ¿por qué no facilitar una API que permita el acceso a la información pública –acceso velado por ley- de forma autónoma y activa de parte de los ciudadanos interesados en nuevas formas de ver y exponer la información ya entregada?

La API
Una API o Application Programming Interface (interfaz de programación de aplicaciones) es una interfaz a un conjunto de funciones y procedimientos para obtener cierta información. Por si no se entiende, quizá un ejemplo lo esclarezca. Imagine que tiene una alacena desordenada y quiere saber que falta por comprar. Una forma es intentar ordenar, contar y anotar lo que tiene para luego ver que le falta. Otra forma más ordenada sería tener en la puerta de la alacena una lista con lo que tiene. Si la alacena es pequeña para el ejemplo, entonces imagine una gran bodega. La información estará almacenada y su cerebro sabrá cómo preguntar para obtener la respuesta. Ese “como” lo resuelve la API, enviándole el dato que usted desea. Teniendo el dato, sabrá que le falta y podrá adquirirlo sin necesidad de ir cada vez a revisar completa la bodega o la alacena.

Pensar en pedir una API sin una Ley de Transparencia o una ley afín es francamente ilógico, no obstante, ya la tenemos pero la usamos de forma básica teniendo que ir una a una, agencia por agencia gubernamental para conocer que está sucediendo en nuestra comunidad.

Si quiero saber de la región del Maule, tendré que visitar por ejemplo, primero el sitio de transparencia de mi municipio, luego tendré que visitar el sitio de transparencia del Senado, luego tendré que visitar el sitio de transparencia de la Cámara de Diputados, luego tendré que visitar el sitio del gobierno regional, luego… lo que francamente es un despropósito al momento de pensar en una unidad regional en donde la respuesta obvia sería un sitio agregador de antecedentes que tenga la variable geográfica como eje transversal para exponer la información.

La complejidad técnica para llevar a cabo esta idea es menor a lo que parece, dado que la mayor complejidad para este tipo de iniciativas no tiene que ver con la naturaleza de la información o con los datos en sí, sino con las prácticas tecnológicas y los sistemas de personas que están detrás y que, por Ley, tuvieron que reunir y publicar mensualmente la información en las áreas reglamentadas. Información que en gran cantidad de casos cumple con los estándares solicitados. Vale decir, la parte más compleja de asimilación de funciones y capacitación ya estaría ok según se ve desde fuera.

Si bien esto puede considerarse como el deseo de un ñoño amante de los datos e información, cabe revisar algunas inciativas de Open Data como Data.Gov (USA)Data Catalog (Columbia)European Public Sector Information (EU) para ver parte del potencial que la información pública puede tener en manos de ciudadanos creativos y de las mismas entidades públicas como forma de mayor apertura y cercanía hacia la ciudadanía por la que trabajan.

El primer paso en Chile ya lo dieron hace algunos años los senadores de la Región del Maule. ¿Quién dará el próximo?

// 482

Tecnología en reuniones de Concejo Municipal

Durante la semana que ya termina, una conversación apareció en los medios-no-tradicionales de Curicó. En ella se exponía la contratación de personal bajo las cuentas de Salud y Educación municipal de funcionarios que trabajan en medios de comunicación tradicionales… simultáneamente. Considero que centrarnos sólo en el tema de las contrataciones, nos impedirá ver una de las posibles raíces del problema, que a mi parecer se relaciona con la falta de interacción y apertura por parte del municipio hacia la ciudadanía. Me inclino hacia tal hipótesis viendo lo que ha pasado, por ejemplo, con la construcción del estacionamiento subterráneo en el centro de la ciudad o la brillante idea del zooilógico en donde la falta de acciones concretas de apertura ha hecho aparecer miles de versiones acerca del proyecto, inclusive, por parte de los mismos medios tradicionales al elaborar “interpretaciones libres” de lo que oyen en las reuniones del Concejo Municipal.

“Considero que centrarnos sólo en el tema de las contrataciones, nos impedirá ver una de las posibles raíces del problema, que a mi parecer se relaciona con la falta de interacción y apertura por parte del municipio hacia la ciudadanía.”

En la conversación, se expresó el interés de parte de los concejales Mario Undurraga y Javier Muñoz por implementar algunas propuestas sugeridas. Ellos han sido agregados a la nota junto a tres personas entre las que me contaba. Imagino que los demás concejales también estarán interesados en potenciar y exponer públicamente sus posturas, opiniones, votaciones, asistencia y aportes realizados en el centro de la vida democrática comunal, como lo es la sesión de Concejo Municipal.

El concejal Undurraga me ha pedido las propuestas en su correo para pedir su implementación, las que ya enviadas las agrego acá en vista de posibles mejoras en lo técnico y/o metodológico que ustedes puedan realizar.

Antes de exponerlas, debo hacer mención al uso e interacción que se ha logrado en algunos temas de interés por parte de los integrantes del Concejo Municipal a través de Facebook y Twitter, los que obviamente no reemplazan a las reuniones de Concejo ni mucho menos, pero si amplían en algunos metros cuadrados el pasillo que lo antecede :-)

– Actas digitalizadas en www.curico.cl
Cada sesión genera posteriormente un acta de ella. En vista de haber tenido acceso anteriormente a actas digitalizadas doy fe de su existencia en tal formato. Es simple llevar las actas -documentos de carácter público- a la web municipal, las que hoy en día son transcritas desde grabaciones de la sesión a documentos de texto (digitales e impresos). De la experiencia de solicitar las actas, noté que eran escaneadas de documentos en algún momento digitalizados. Los documentos escaneados en formato pdf inclusive podrían pasar directamente de texto a pdf, sin necesidad de tomarse el trabajo de escanear de papel a pdf. Esto permitiría generar un repositorio de consulta, tanto para la ciudadanía como para el propio municipio, desde luego en la web municipal.

Respecto a la labor de transcripción de audio a texto –speech recognition– es un problema tecnico no trivial. El escenario que se plantea -7 personas o más tomando la palabra, ruido ambiente, micrófonos de poca calidad, etc.- da una complejidad que, incluso municipios altamente tecnologizados, han resuelto del modo tradicional: transcripción manual. Lo anterior de ningún modo significa negarse a la posibilidad de realizarlo por medio de aplicaciones computacionales, sobre todo existiendo aplicaciones de software libre y freeware disponibles.

– Audio de sesiones
Cada sesión es grabada para su transcripción posterior. Los archivos de audio grabados, formato libre ogg por ejemplo, pueden ponerse a disposición en la web del municipio como podcasts, dando la opción de oir la sesión a los ciudadanos que se interesen en tal vía. Desde luego, esta práctica sería un aporte para la ciudadanía y medios de difusión radiales que podrían contar con un repositorio de sesiones.

– Transmisión de sesiones del Concejo en video vía internet
Existen diversas opciones para transmitir vía web las sesiones del Concejo Municipal. Una de ellas es realizarlo a través del servicio gratuito prestado a través de www.ustream.tv. Este servicio es frecuentemente utilizado para la transmisión de eventos de todo tipo a nivel internacional, requiriendo para ser utilizado una conexión a internet, microfono y cámara. Mientras mejor sea el sistema de audio -micrófonos- mejor será el audio de la transmisión, de igual modo con la calidad de cámara, la que inicialmente puede lograrse incluso con una simple webcam. La transmisión se puede asociar a www.curico.cl para facilitar el acceso a la ciudadanía.

– Almacenamiento de video en web
En vista de permitir el acceso post-sesión de concejo a la ciudadanía, el sistema de ustream.tv automáticamente mantiene los videos transmitidos, sin necesidad de un trabajo posterior.

Acerca de la implementación

En base a mi experiencia habiendo conocido en terreno el Departamento de Informática del municipio, estimo que las competencias técnicas necesarias para realizar la propuesta anterior existen dentro del equipo informático.

Las propuestas señaladas no significan necesariamente un gran desafío técnico, pero si agregar prácticas tecnológicas y apertura hacia la ciudadanía, otorgando mayor valor a la relación municipio-ciudadanía. Las limitaciones físicas (espacio de sala de Concejo) y de tiempo (horario en que se realizan las reuniones) asociadas a las reuniones de Concejo se rompen gracias a las opciones que las tecnologías de información otorgan.”

Me gustaría insistir en el último punto. Esto no es fetichismo tecnológico ni tiene como objetivo posicionar a las tecnologías de información como un fin en si mismo, sino adoptarlas para potenciar una relación que a todas luces lo requiere, tendiendo de este modo hacia un Open Government municipal.

La ciudadanía debe poder tener acceso expedito a la información que sus entidades de representación generan. Desde luego, el mismo control ciudadano y de fondo la participación se puede manifestar de forma concreta y no como un maquillado saludo a la bandera.

Es de esperar que algunas de las propuestas que aparecieron durante la conversación, logren ser primero expuestas durante la sesión de Concejo y desde luego implementadas con el claro objetivo de potenciar la relación entre el municipio y sus representados.

// 537